Revista Programaciòn Nº 289, Octubre  2015

Homenaje a Vicente Aranda

Con la colaboración de la Embajada de España y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID)

Retratos de pasión y deseo El cine español cuenta con un repertorio envidiable de realizadores que han dejado su marca en la Historia del séptimo arte; y un nombre que no resultará indiferente a ningún cinéfilo es el de Vicente Aranda Ezquerra, director, guionista y productor barcelonés nacido el 9 de noviembre de 1926 y fallecido el 26 de mayo del presente 2015. Aranda hizo de la pasión humana su sello, de la sexualidad su mapa para explorar los conflictos humanos, y del desparpajo su óptica para mostrar las problemáticas sociales sin titubeos; méritos que lo volvieron una figura polémica para su tiempo, y que le abrieron las puertas a otros directores de las siguientes generaciones.

Marcado a temprana edad por la Guerra Civil Española (1936-1939) y por su avidez de películas al terminar esta conflagración, Vicente pasó por una serie de vivencias antes de incursionar en el campo cinematográfico, incluyendo emigrar a Venezuela en 1952 y regresar a España siete años después, probar suerte como novelista, intentar entrar a la Escuela de Cine de Madrid para ser rechazado por no completar su educación y, en consecuencia, volverse un autodidacta en el oficio de cineasta a sus 40 años.

La cinta debut de Aranda fue Brillante porvenir (1964) en colaboración con el reconoció crítico español Román Gubern, una obra inspirada en la novela El gran Gatsby (The Great Gatsby, 1925) de F. Scott Fitzgerald que siguió la corriente estética del Neorrealismo, pero sufrió la censura del régimen franquista, así como una acogida fría del público y la crítica. En repuesta, el director se inclinó por la experimentación en su siguiente largometraje Fata Morgana (1965) un Thriller futurista catalogado como el primer gran filme de la Escuela de Barcelona, un movimiento vanguardista de cine español, comparable con la Nouvelle Vague francesa.

Como sus primeras dos cintas no tuvieron mucha atención de la audiencia, Aranda buscó arriesgarse a partir de entonces, plasmando sus historias con tonos eróticos, fantásticos o violentos. En 1969, filmó Las crueles, adaptación del cuento Bailando para Parker (1960) de Gonzalo Suárez, película cuya realización estuvo llena de calamidades para el director, entre ellas una disputa legal con los productores que causó que pasaran años antes de que pudiera recuperar la autoría de Las crueles. En respuesta a este conflicto, Aranda fundó la compañía productora Morgana Film, con la que produjo seis de sus siguientes obras. Cabe destacar que, como gran parte de la filmografía de Aranda, esta cinta tuvo una carga explícita para su época al mostrar una relación lésbica y cómo el pasado de una de las mujeres tiene repercusión en la trama.

En 1972, dirigió La novia ensangrentada (1972) obra de terror basada en la obra Carmilla (1871) de Joseph Sheridan Le Fanu, con la que logró burlar los límites de la censura y se convirtió en película de culto; seguida de Clara es el precio (1975) con la Miss Universo española Amparo Muñoz en el papel de un ama de casa con un matrimonio fallido y una profesión secreta como actriz pornográfica; ambas denunciando el machismo y la represión de la mujer durante el régimen franquista.

Con el deceso de Francisco Franco en 1975, los parámetros de la censura y el comportamiento social en España se suavizaron, lo que causó una relajación en la pantalla grande y una subsiguiente proliferación de desnudos conocida como «el destape». En los inicios de este Boom sexual, Aranda estrenó Cambio de sexo (1976) largometraje que fue pionero en retratar la transexualidad de forma abierta en el cine español, aunque fuese plasmado de modo implícito en Mi querida señorita (1971) de Jaime de Armiñán. Cambio de sexo atrajo a los espectadores por su controversial tema y se ganó un lugar mítico entre la comunidad sexodiversa.

Seguido de esto, Vicente dirigió varios filmes de corte policial y político, conservando el elemento sexual en la mayoría de estos: La muchacha de las bragas de oro (1980) adaptación de la novela homónima de Juan Marsé producida entre España y Venezuela sobre el tórrido amorío entre un ex falangista y su sobrina; Asesinato en el Comité Central (1982) una obra detectivesca basada en una historia de Manuel Vásquez Montalbán (1939-2003), Fanny Pelopaja (1984) cinta sobre una delincuente y un policía corrupto que fue un fracaso al momento de su estreno pero fue reconocida por los espectadores años después, la película para televisión El crimen del Capitán Sánchez (1985) realizada como parte de la serie La Huella del Crimen (1985-1991), Tiempo de silencio (1986) ambientada en los primeros años del Franquismo basada en la novela del Luis Martín-Santos (1924-1964), y las dos entregas sobre las memorias del prófugo y escritor Eleuterio «El Lute» Sánchez El Lute: camina y revienta (1987), que recibió nueve nominaciones a los premios Goya, y El Lute: mañana seré libre (1988). Aranda culminó la década de los años 80 con Si te dicen que caí (1989), una cinta adaptada de otra novela de Juan Marsé ambientada en la Barcelona de la posguerra y las crudezas que sufrieron los más débiles.

Gracias al éxito que le proporcionó Amantes, Vicente inició una etapa prolífica en su carrera en la que hizo algunas de sus obras más destacadas: La pasión turca (1994) una exploración al deseo femenino y personajes insatisfechos que siguen la ruta del sexo, Libertarias (1996) sobre el papel que jugaron las mujeres y el movimiento anarquista durante la Guerra Civil Española que obtuvo seis nominaciones a los premios Goya, La mirada del otro (1996) otra historia sobre el poder del sexo en las relaciones humanas, una trilogía de dramas de época constituida por Juana la loca (2001) que fue muy aclamada dentro y fuera de España, Carmen (2003) basada en la célebre obra de Prosper Mérimée, y Tirante el Blanco (Tirant lo Blanc, 2006) que fue la película más cara en la filmografía de Aranda; entre otras más.

La última película de Aranda fue Luna caliente (2009), aunque en 2013, presentó su biografía Una vida de cine, pasión, utopía e historia de Vicente Aranda, escrita por Sara Majarín, compilando su obra dos años antes de su deceso. En el presente mes, ofrecemos un digno homenaje a la persona y obra de Vicente Aranda Ezquerra con una selección de algunas de sus cintas más notables, gracias a la distinguida colaboración de la Embajada de España y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID).

 

LIBERTARIAS

España, 1996

Cuando el 18 de julio de 1936 el ejército español se sublevó contra el Gobierno de la República, un grupo de mujeres reivindicó su derecho a luchar en el frente. En nombre de la libertad, las mujeres libran su propia batalla para equipararse a los hombres en la lucha armada.

Dirección: Vicente Aranda. Guion: Vicente Aranda, Antonio Rabinad. Producción: Andrés Vicente López. Fotografía: José Luis Alcaine. Música: José Nieto. Montaje: Teresa Font. Intérpretes: Ariadna Gil, Victoria Abril, Ana Belén, Jorge Sanz, Loles León, Miguel Bosé, Laura Maña, Blanca Apilánez. Duración: 124 minutos.

Formato: DVD.

 

LA MIRADA DEL OTRO

España, 1997

Cada vez más insatisfecha,

Begoña acumula anotaciones en su diario con la falta de método de un investigador agotado. Formar una familia, competir

profesionalmente o acumular bienes materiales no están

entre sus planes inmediatos. Lejos de la hipocresía que intenta imponerle su acomodado medio social, no tiene escrúpulos en confesarse morbosa, práctica y voraz. Los sentimientos no entran jamás en sus planes. Pero en su lucha por verle la cara al animal que lleva dentro, Begoña se precipita en una espiral de sexo, castigo y confesiones en la que involucra a un buen número de amantes.

Dirección: Vicente Aranda. Guion: Vicente Aranda, Álvaro del Amo, Fernando G Delgado (obra original). Producción: Andrés Vicente López. Fotografía: Flavio Martínez Labiano. Música: José Nieto. Montaje: Teresa Font. Intérpretes: Laura Morante, José Coronado, Miguel Ángel García, Juanjo Puigcorbé, Sancho Gracia, Ana Obregón, Miguel Bosé, Alicia Bogo. Duración: 104 minutos.

Formato: 35mm.

 

CELOS

España, 1999

Todo parece ir bien entre Car­men y Antonio, que están a punto de contraer matrimonio, hasta que Antonio descubre accidentalmente una foto de su novia con otro hombre. Aunque ella y sus amigos quieran quitarle importancia, el

desasosiego de Antonio se desata, desconfiando de cualquier acto, frase o gesto

de Carmen. Abocado al

enfrentamiento entre el amor que siente por ella y la necesidad de conocer su pasado, acabará dominado por la obsesión enfermiza que dominara todos sus actos: los celos.

Dirección y guion: Vicente Aranda. Producción: José Luis Escobar. Fotografía: José Luis Alcaine. Música: José Nieto. Montaje: Teresa Font. Intérpretes: Aitana Sánchez-Gijón, Daniel Giménez Cacho, María Botto, Luis Tosar, Alicia Sánchez, Pepo Oliva, Marta Belenguer. Duración: 106 minutos. Formato: 35mm.

 

LA PASIÓN TURCA

España, 1994

Desideria es una joven

provinciana de clase media que recibió una educación convencional. Al casarse con Ramiro, el mejor partido de la ciudad, empieza para ella una vida gris y rutinaria, donde los rituales del sexo nada tienen que ver con el erotismo. Un día, Ramiro decide unirse a un grupo de amigos que están organizando un viaje a Estambul. El mismo día de la llegada a Turquía, Desideria descubre que unos simples roces de piel, pueden hacer que su mundo se tambalee.

Dirección: Vicente Aranda. Guion: Vicente Aranda, Antonio Gala (obra original). Producción: Andrés Vicente López. Fotografía: José Luis Alcaine. Música: José Nieto. Montaje: Teresa Font. Intérpretes: Ana Belén, Georges Corraface, Silvia Munt, Laura Mañá, Ramón Madaula, Loles León, Francis Lorenzo, Blanca Apilánez. Duración: 117 minutos. Formato: 35mm.

 

JUANA LA LOCA

España, 2001

Isabel la Católica envía a su hija Juana a Flandes para que se case con Felipe el Hermoso. Se trata de un matrimonio de carácter político que sirve para sellar y garantizar una alianza dinástica entre los Reyes Católicos y el emperador de Alemania Maximiliano I, con el fin de aislar a Francia. Siguiendo la misma política, se había concertado el matrimonio de Catalina y Enrique VIII de Inglaterra. Sin embargo, Juana, locamente enamorada de su marido, no podía soportar sus infidelidades; su desmesurado amor desembocaba con frecuencia en terribles y enfermizos ataques de celos. Esta situación, unida a las intrigas de la corte, contribuyen a deteriorar la relación matrimonial y la lucidez de Juana.

Dirección: Vicente Aranda. Guion: Vicente Aranda, Antonio Larreta.

Producción: Enrique Cerezo. Fotografía: Paco Femenia. Música: José Nieto. Montaje: Teresa Font. Intérpretes: Pilar López de Ayala, Daniele Liotti, Rosana Pastor, Giuliano Gemma, Roberto Álvarez, Eloy Azorín, Guillermo Toledo, Susy Sánchez. Duración: 108 minutos. Formato: DVD.

 

retrospectiva-vicente-aranda

 

Para más información:

F